Volveré…

Ante diem octavum Kalendas Iunias: Festum Fortunae publicae

Agradezco a mis nuevos lectores, seguidores y a los bloggers que han enlazado este blog en las últimas semanas, su confianza y sus palabras. Veo como se han multiplicado las visitas a este modesto rincón de la red. Pero es absolutamente imposible que yo pueda dedicar un tiempo a una entrada en las próximas dos semanas. Este blog sólo está detenido temporalmente. Nunca me he propuesto un ritmo de publicación ni lo haré…, pero hasta hace poco este blog tenía muy pocas visitas, no importaba porque sus lectores habituales sabían que regresarían los escritos, ahora veo aparecer a los nuevos lectores y bloggers y no quiero decepcionarles. El estancamiento que se verá en sus enlaces será transitorio.

Hasta pronto.

12 pensamientos en “Volveré…

  1. Hesperetusa, hace poco te descubrí y la verdad es que no hay apuro, el tiempo en sí no existe y menos cuando se trata de lo que realmente vale la pena, no te aflijas, con el” tiempo” he aprendido que cuando un blog es bueno están y estarán los que sean afines a los temas que publiques, y creo que a la larga, eso es lo que uno como “escritor” o blogger busca. Tú tranquila que hay mucho material que disfrutar. Slds.

  2. Descuida, que, como decía Patricia más arriba, aquí hay entretenimiento de sobra. Y no vayas a crearte más obligaciones para cuando regreses que las que tienes ahora con tu trabajo ¿eh?, que el blog es para que lo disfrute también el que lo crea😉

    Y gracias por la zarabanda🙂

  3. Me uno a la cohorte de gente que espera tu regreso, Hespertusa……………………………Dedicate a tu trabajo, y luego vendra este maravilloso encuentro, seguire andando el Bosque.
    Saludos, Andrea mariano

  4. Sabiendo que volverá, no hay problema alguno en esperar cuanto haga falta…
    ¡Qué todo vaya bien durante este tiempo!
    Y aquí estaré para seguir disfrutando este blog imprescindible cuando regrese.
    ¡Un cordial saludo!

  5. Veo que te trabajas bastante el tema museístico, así que me permito una consulta. la contenida en este post de diciembre pasado. Me llegó a tener obsesionado y en marzo escribí un largo cuento sobre la mujer del cuadro, a la que le inventé toda una historia en cinco capítulos: Mariana contemplando las mareas.
    ¿Qué sabes del cuadro?

    Gracias,

    AG

  6. Una manera de batallar con esa incomodidad es programar, de forma que no trabajas con un ritmo de publicación obligatorio (que convierte el placer en estrés), pero regularizas algo más las fechas de publicación; así, escribes cuando puedes, pero publicas dándote margen, programando con una periodicidad que te resulte cómoda. También es cierto que es más fácil con los blogs ligeros que con los densos (en el buen sentido de la palabra “denso”, por descontado) y que lo principal no es satisfacer el hambre de novedades, sino la necesidad (y el placer) de la reflexión. Un abrazo

    • Ya me he dado cuenta que es importante programar, sobre todo cuando se tiene un ritmo de publicación algo errático, que depende de lo que en un momento dado me llame la atención y sea el punto de partida de un escrito. Y también la época del año. El verano es tiempo dado al vagabundeo por libros y museos, pero poco propicio a la navegación por internet (afortunadamente quizá estemos haciendo cosas mejores). así que es tiempo de escribir entradas que se publicarán en los meses más arduos de trabajo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s